BUSCO QUIEN ME BOTE DENTRO UN POZO

            DECIMAS        

                  1

Vuelvo a tocar en la su puerta

Porque se que me va abrir

Y  no  me  quiero  morir

Sin yo darle  mas  tormentas

Porque  en referidas cuentas

Soy   un   viejo   jaquecoso

Aunque ya ando tembloroso

Porque los años  me  aprieta

Estoy buscando un  poeta

Que me bote dentro un pozo

                  2

Como  no estoy  trabajando

Aunque  ganas no me da

Y  para decir  verdad

Con mis versos molestando

Aquel que esta  faenando

Le quito hasta su  reposo

Y  como  soy   molestoso

Porque los años me aprieta

Estoy  buscando un poeta

Que me vote dentro un pozo

                  3

Hasta el sueño me a quitado

Al  pensar  que  solo  sigo

Contaba  con  un  amigo

Pero  no  me  a contestado

No  se  si  algo le a pasado

Y preguntarle es  forzoso

Si conmigo esta  dudoso

Que Juan a usted no respeta

Yo  lo   busco   un  poeta

Que me vote dentro un pozo

                  4º

No  quiero  ser  majadero

Ya  me  voy  a  retirar

Pero aquí podrá guardar       

Los recuerdos de un Gomero

Que mi orgullo es lo primero

Y  no  lo  puedo  ocultar

de   este   precioso   lugar

Que es mi pueblo de Alojera

Donde   vi   por   ves primera

La  luna  y  el   sol brillar

                   Fin

                 Autor

Juan Morales González

El  Gomero     Solitario

En Su  Pueblo  Natal

Alojera A—03—10—2012

Esta entrada fue publicada en Mis decimas. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a BUSCO QUIEN ME BOTE DENTRO UN POZO

  1. Pedro dijo:

    Por suavizar la existencia

    y así seguir en la pista

    y lo áspero de la vida

    voy lijando las aristas

     

    1

    Me gusta subir montañas

    y andar por sus laderas,

    es como la vida entera

    con sus multiples hazañas.

    En ella hay que darse maña

    y ascenderla con sapiencia,

    en ambas existe ciencia

    en una, saber subirla,

    la otra saber vivirla

    por suavisar la existencia.

     

    2

    La montaña hay que andarla

    por caminos no marcados,

    otros menos preparados

    se conforman con mirarla.

    Hay quienes pa´ dominarla

    se arman de una gran lista,

    compran cosas no previstas

    que llevan al hombro y mano,

    la gracia es andar liviano

    y así seguir en la pista.

     

    3

    A mitad de la montaña

    miro y veo mi proeza,

    y aprecio la grandeza

    de un paisaje que no engaña.

    Miro la cima aledaña

    lo que falta en la subida,

    con la experiencia aprendida

    ya conozco tranco y ritmo,

    y limo con optimismo

    a lo áspero de la vida

     

    4

    Cuando arribo a la cima

    llego feliz y contento.

    el ascenso y sus momentos

    a la experiencia se arrima.

    Este hecho se aproxima

    a las metas, sus conquistas,

    a las cosas imprevistas,

    también los imponderables

    que pa´ hacerlos más amables

    voy lijando las aristas.

     

    – Despedida –

    Las montañas de la vida

    para una alma en concreto,

    son varias según los retos

    que tenga ella asumida.

    La actitud requerida

    en cada acontecimiento,

    es el ímpetu, el aliento

    para encarar la escalada

    alma que queda sentada

    vivirá en sufrimiento.

Deja un comentario